El salmon con mantequilla y eneldo es una elaboración sencilla, pero que requiere de atención al punto de cocción.

Salmón con mantequilla y eneldo, un plato ligero para cualquier época

El salmón con mantequilla y eneldo es la versión de un clásico universal, una combinación equilibrada entre pescado y lácteo que tiene como resultado un plato ligero.

9 julio 2023

El salmon con mantequilla y eneldo es una elaboración sencilla, pero que requiere de atención al punto de cocción.
El salmon con mantequilla y eneldo es una elaboración sencilla, pero que requiere de atención al punto de cocción.

 

El salmón con mantequilla y eneldo es la versión de un clásico universal, una combinación equilibrada entre pescado y lácteo que tiene como resultado un plato ligero. Esta receta es recomendable para cualquier época del año, aunque el mejor momento para cocinar salmón es en los meses de verano porque se encuentra en temporada. Tener esto en cuenta influye en el resultado final, que gozará de un sabor perfecto. Sus pasos no esconden ningún secreto ni resultan desafíos, pero es fundamental mantener la atención al punto del salmón para que no se pase. 

Lista de ingredientes 

  • 4 filetes de salmón de 150 g cada uno 
  • Mantequilla
  • Eneldo fresco 
  • Sal 
  • Pimienta negra 
  • Limón 
  • Cebolla 

Utensilios necesarios 

  • Un cuchillo 
  • Un tazón 
  • Un cuenco 
  • Una bandeja de horno
  • Una cuchara 
  • Horno eléctrico 

Salmón con mantequilla y eneldo, paso a paso 

  1. Retirar la mantequilla de la nevera para que esté a temperatura ambiente.
  2. Picar muy fino el eneldo fresco.
  3. Esperar a que la mantequilla alcance la textura adecuada, blanda.
  4. En un tazón pequeño, mezclar la mantequilla con el eneldo picado.
  5. Pelar y picar la cebolla en rodajas de grosor medio.
  6. Engrasar la bandeja para hornear con aceite de oliva.
  7. Repartir la cebolla sobre la bandeja a modo de cama.  
  8. Colocar los filetes de salmón sobre la cebolla. 
  9. Precalentar el horno a 200ºC.
  10. Espolvorear sal y pimienta sobre los filetes de salmón. 
  11. Colocar una porción de la mezcla de mantequilla y eneldo en la parte superior de cada filete de salmón con ayuda de una cuchara.
  12. Extender la mezcla de manera uniforme sobre cada filete. 
  13. introducir la bandeja para hornear con el salmón.
  14. Cocinar durante aproximadamente 15 minutos. El tiempo de cocción puede variar dependiendo del grosor de los filetes. 
  15. Retirar el salmón del horno.
  16. Dejar reposar los filetes durante unos minutos antes de servir. 

¿Qué añadir al salmón con mantequilla y eneldo? 

  • Limón. El limón es un clásico aliado del salmón. En este caso, basta con exprimir un poco de zumo de limón fresco sobre los filetes de salmón antes de agregar la mezcla de mantequilla y eneldo. El limón aportará un toque refrescante al plato. 
  • Mostaza Dijon. La mostaza Dijon combina con la mantequilla, por ello se recomienza añadir un par de cucharadas a la mezcla al mismo tiempo que el eneldo. Esto hará que el sabor final sea más picante y profundo. 
  • Vino blanco. El vino blanco es un ingrediente básico para añadir a la receta de salmón con mantequilla y eneldo. Para ello, se puede rociar un poco sobre los filetes de salmón antes de hornear. El vino blanco ayudará a mejorar las cualidades organolépticas del pescado.  
  • Alcaparras. Las alcaparras pueden resultar un elemento extraño en esta receta. Sin embargo, combinarla con la mantequilla con eneldo permite que la elaboración de salmón gane matices salados y ligeramente ácidos. 

¿Por qué cocinar salmón con mantequilla? 

La receta de salmón con mantequilla y eneldo es solo una de las versiones de un clásico plato, común en casi todos los hogares o recetarios. Puede resultar chocante combinar un pescado con un derivado lácteo, pero existen varios motivos que lo respaldan: 

  • Textura. La mantequilla añade riqueza y cremosidad al salmón, permitiendo que las láminas del pescado casi se deshagan en boca sin dificultad. 
  • Jugoso. La mantequilla actúa como una barrera protectora alrededor del salmón, ayudando a retener su humedad y evitando que se seque durante la cocción. Esto garantiza que el salmón quede jugoso y tierno. 
  • Versatilidad. La mantequilla es un ingrediente muy versátil que combina con múltiples alimentos, sabores y condimentos. Esto permite que otros ingredientes incompatibles entre sí mariden a la perfección gracias a la mantequilla, que funcionaría como hilo conductor. Combinar este derivado lácteo con otros condimentos, hierbas aromáticas o jugos multiplica las posibilidades. 

Destacados

Relacionados

Receta fácil de queso asado con hierbas y miel

La receta fácil de queso asado con hierbas y miel mezcla la cremosidad del queso con la dulzura de la miel y el frescor de las hierbas aromáticas.

/

Helado casero de leche merengada

La textura cremosa y sabor suave de la leche merengada la convierte en un ingrediente excepcional para un helado casero de leche merengada.

/

Receta de tarta de queso de frutos rojos sin horno

La tarta de queso o cheesecake de frutos rojos sin horno es una variante de la tradicional tarta de queso. Es una versión ideal para cualquier fiesta

/
Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)