Vacas lecheras pastando.
Estás aquí:

La importancia de la alimentación en el ganado vacuno

El ganado vacuno lechero se alimenta de pastos, forrajes y concentrados como granos de y frutas de origen vegetal.

5 enero 2022

Vacas lecheras pastando.
El ganado vacuno lechero se alimenta de pastos, forrajes y concentrados como granos y frutas de origen vegetal.

El ganado vacuno lechero se alimenta de pastos, forrajes y concentrados como granos y frutas de origen vegetal. La fibra presente en estos juega un papel fundamental, ya que afectará a la calidad final de la leche. Mundo Lácteo se desplaza hasta las explotaciones de vacuno para conocer qué tipo de alimentos consumen estos animales. 

Alimentación ganado lechero

Los alimentos del ganado lechero pueden clasificarse en dos tipos: forrajes y concentrados.

Forrajes

Los forrajes están constituidos por tallos, por hojas y por flores de plantas de especies forrajeras como la cebada, la avena, el maíz, el pasto, y el trébol. Las vacas lecheras pueden consumir forrajes en tres estados: verde, heno y ensilaje. 

El Investigador Alejandro Argamentería del Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario de Asturias (SERIDA) señala que el valor nutricional y energético de los forrajes consumidos por el ganado vacuno dependerá del estado vegetativo en el que es utilizado. 

Argamentería dice que para conocer el valor nutritivo se han ideado varios métodos, desde la reflectancia de infrarrojos hasta “el clásico” de la fibra cruda bajo el esquema Weende.

El análisis de Weeende, desarrollado por Henneberg y Stohmann en 1867, se utiliza para conocer la cantidad de humedad, de ceniza y de proteína y fibra cruda presente en los alimentos.

El ingeniero agrónomo y director del Instituto Latinoamericano Passivhaus Manuel Vázquez comenta que la producción de forrajes y de alimentos en el campo es esencial ya que el consumo de los animales es continuo durante todo el año y no siempre hay disponible pasto fresco. Esto ha llevado a buscar diversos procedimientos con el objetivo de poder almacenar alimentos y ser consumidos en épocas de escasez. 

Vázquez señala que la henificación y el ensilado son dos de los procesos para la conservación del forraje. El autor del informe La conservación de forrajes, publicado en la revista Mundo Ganadero, explica que la henificación consiste en “desprender el agua de los alimentos por medios naturales como el sol y el aire”. Una vez que la humedad queda reducida a un 14 o 16%, es empacado para su almacenamiento.

Por otra parte, Vázquez define el ensilado como “el material alimenticio conservado mediante fermentaciones controladas de un forraje verde con un elevado contenido en agua”. 

Pasto fresco

Como explicamos en nuestro post sobre qué tipos de ganadería ayudan a reducir la huella de carbono, la ganadería extensiva es aquella que aprovecha al máximo el lugar en el que vive el ganado para su alimentación: pastos, prados, hierbas, etc. 

Leche Larsa y Central Lechera Asturiana apuestan por este modelo, más sostenible, alimentando el ganado vacuno lechero con pastos frescos. 

La ganadería extensiva es más respetuosa con el medio ambiente porque utiliza menos energía, tiene en cuenta el bienestar animal, el producto tiene una mayor calidad y reduce la erosión del terreno, entre otros motivos.

Vaca lechera pastando.Concentrados

Los granos y frutas de origen vegetal como el maíz, la cebada, las habas, el arroz, el trigo y la soja conforman los concentrados. Son altos en energía y bajos en fibras. Los concentrados tienen una alta palatabilidad, pero a diferencia de los forrajes, no estimulan la rumiación. 

Los forrajes no pueden suministrar los altos requerimiento de energía que precisan las vacas, motivo por el que se recurre al uso de concentrados. Los granos de cereales (cebada, granos de maíz, arroz, trigo) y las semillas de leguminosas (habas, garbanzos) son fuente de energía y de proteína para el animal.

Composición de alimentos del ganado lechero

Los alimentos del ganado lechero están constituidos fundamentalmente de agua y materia seca.

Agua

Se estima que entre el 55 y el 65% del peso corporal de los animales es agua. El agua participa en el proceso digestivo, en la secreción láctea y en la regulación térmica del organismo de las vacas. Las vacas satisfacen las necesidades de consumo de agua por dos vías: en bebederos o ríos y al extraerla directamente de los alimentos.

El pasto y el forraje verde contiene entre un 70 y 90% de agua; el ensilado posee entre un 40 y 80% de agua; el heno, entre un 10 y 20%y el concentrado, menos del 10%. 

Materia seca

Los hidratos de carbono, las proteínas, vitaminas y minerales se encuentran en la materia seca de los alimentos de las vacas. Es importante conocer la predicción del consumo de materia seca con el objetivo de asegurar los nutrientes necesarios para la producción de leche. 

Existen factores físicos y fisiológicos que afectan al consumo del ganado. Los factores físicos son: el tamaño corporal del animal, la capacidad del intestino, el volumen de la fibra en la dieta y la cantidad de concentrado ofrecido. 

Los investigadores Marcela Cruz y Jorge Sánchez de la Escuela de Zootecnia y Centro de Investigaciones en Nutrición Animal (CINA) de la Universidad de Costa Rica señalan que el consumo de alimentos en animales está controlado por el cerebro

Estos apuntan que el consumo se detiene cuando el animal recibe una señal de saciedad desde el cerebro. Una vaca puede consumir alimento de 9 a 12 veces por día.

Importancia de la fibra en la alimentación del ganado lechero

La Real Academia Española (RAE) define la fibra como “el filamento que entra en la composición de tejidos orgánicos animales o vegetales o que presentan en su textura algunos minerales”. 

Marcela Cruz y Jorge Sánchez señalan que los nutricionistas de rumiantes la describen como “la fracción menos digestible de los alimentos” o “la fracción del alimento que promueve la rumia”. 

La fibra juega un papel esencial en la dieta del ganado lechero. Los investigadores de la Universidad de Costa Rica afirman que la fibra es indispensable para “mantener la funcionalidad ruminal, estimular el masticado y la rumia y asegurar una buena salud y digestión”.

El contenido de fibra en la dieta del ganado afectará a la composición de la leche que el consumidor ingiere ya que “por medio de su digestión se producen los principales precursores de la grasa láctea”. 

¿De qué alimentos proviene la fibra? Los autores del artículo La fibra en la alimentación del ganado lechero señalan que la fibra debe provenir de los forrajes, ya que poseen niveles adecuados para mantener la función ruminal. Si bien, la fibra de los alimentos concentrados es más digestible que la del forraje. 

Hidratos de carbono

El experto D.R Mertens apunta que los hidratos de carbono constituyen la principal fuente de energía para los animales y, además, son los precursores de los tres componentes más importantes de la leche: lactosa, grasa y proteína. 

Las explotaciones de vacuno en España

Galicia es una de las principales zonas de producción de leche en España ya que dispone de una superficie forrajera favorable para hacerlo con sus propios recursos. Una investigación del Centro de Investigaciones Agrarias de Mabegondo (CIAM) y O. P. Vázquez del Fondo Galego de Garantía Agraria (FOGGA) señalan que las praderas gallegas representan el 12% de la superficie total de Galicia y el 44% de su superficie agraria útil.

El coste de alimentar las vacas lecheras con pastos frescos, presentes en las explotaciones durante más de seis meses al año, es tres veces menor que hacerlo con forrajes conservados (heno y ensilado) y cinco veces inferior a la compra de concentrados.

Solo en los meses que no hay forraje fresco, es necesario recurrir al forraje comprado fuera de la explotación o elaborado por los propios ganaderos con el ensilado de pradera. 

Los autores coinciden que para conseguir una producción de leche competitiva es necesario reducir los costes de producción. Explican que es necesario hacer un uso racional de los recursos forrajeros existentes en la explotación y producir una cantidad suficiente de materia seca de calidad con la que cubrir las necesidades de los animales en cada uno de sus ciclos productivos.

Destacados

Relacionados

Mujer con dolor de barriga.

La leche estriñe, ¿verdad o mito?

Son numerosos los mitos que rodean a este producto básico en la dieta mediterránea: la leche es mala para la salud, aumenta los niveles de colesterol, causa estreñimiento…

/
Ovejas pastando en la hierba verde.

Leche de oveja: composición nutricional y beneficios

El litro de leche de oveja tiene un precio medio de 2 euros, aunque puede llegar hasta los 3,59 euros, en función de la marca.

/
Burra.

Leche de burra, un producto de lujo al alcance de pocos

Hoy en día, la leche es empleada generalmente para la elaboración de jabones y cremas.

/